Sociedad
Madre e hija en un momento del juicio celebrado en León
|
Fuente
:
EFE

Madre e hija, culpables del asesinato de la presidenta de la Diputación de León, Isabel Carrasco

El jurado decide que ambas y la agente de la Policía Local, Raquel Gago, en su caso sin unanimidad, son culpables

0
Sáb, 20 Feb 2016

Con retraso sobre el momento previsto inicialmente, las 13.00 horas de este sábado, el jurado popular que ha participado en el juicio por el asesinato de la presidenta de la Diputación de León ha dado su veredicto. Según el mismo, Montserrat González y su hija Triana Martínez son culpables del asesinato de Isabel Carrasco. El jurado ha tomado la decisión por unanimidad, y con la condena iguala el grado de responsabilidad de ambas, a pesar de que González se autoinculpó como autora material de los disparos que acabaron con la vida de Carrasco. De este modo, a la hija se la involucra directamente con el planeamiento y ejecución del asesinato. Asimismo, sobre la agente de la Policía Local, Raquel Gago, también ha recaído la misma la misma consideración por parte del jurado.

Cabe subrayar que también el jurado las ha considerado culpables de los delitos de atentado contra la autoridad y tenencia ilícita de armas. Esto significa que el juez puede aplicarles la máxima pena de prisión posible.

Desde el pasado miércoles, las personas integrantes del jurado elegidas para este juicio por el crimen de la presidenta de la Diputación de León han deliberado para dar hoy la respuesta razonada a las 84 preguntas planteadas por Carlos Álvarez, magistrado – presidente del tribunal.

En concreto, Álvarez les instó a pronunciarse sobre tres hechos conocidos en el proceso, es decir, la muerte de Isabel Carrasco -con el agravante de alevosía por haber sido causada por sorpresa y por la espalda, sin oportunidad de defensa-, el atentado contra la autoridad y la tenencia ilícita de armas.

Tras la declaración de culpabilidad y la imputación de los delitos de asesinato, tenencia ilícita de armas y atentado contra la autoridad de las tres acusadas, el turno a partir de ahora es para el juez. La previsión es que como máximo en dos semanas dé a conocer a las partes las penas de prisión que corresponde a cada una de las implicadas en el asesinato de Isabel Carrasco, siempre basándose en el veredicto dado a conocer por el jurado popular.

Hay que indicar que tanto el fiscal, como las acusaciones particulares han pedido siete años menos de prisión para Raquel Gago que para las otras dos acusadas puesto que, aunque consideran probaba su participación, la consideran "no esencial".

De este modo, tras la lectura del veredicto de culpabilidad, el fiscal del caso, Emilio Fernández, ha reclamado 22 años de cárcel para Montserrat González y para su hija; 19 por el asesinato en concurso ideal con un delito de atentado a la autoridad y 3 por tenencia ilícita de armas, una petición a la que se han unido las acusaciones particulares.

En el caso de Raquel Gago, el fiscal ha rebajado la petición de pena a quince años por los mismos delitos, doce por el de asesinato en concurso con el de atentado y tres por la tenencia ilícita de armas. Esta diferencia de siete años en la petición de pena de prisión para Raquel Gago se basa en que se han tenido en cuenta una serie de atenuantes que también ha apreciado el jurado en su veredicto, como el grado o la forma de participación en el asesinato.